lunes, 8 de septiembre de 2008

Esperaré...

09:33 de la mañana. Mucho sueño. Mucho enfado.

A las 8 y media estaba en el centro de salud. Mi médico de cabecera un encanto, como siempre. Las chicas de recepción a su rollo, como siempre. Les doy el papel para que me den cita para el ginecólogo mirando la agenda de octubre para que no me coincidiera con nada en la facultad… Pues no, no me coincide con nada de la facultad. Básicamente porque como tenemos un hospital nuevo que iba a agilizar las consultas y disolver las listas de espera, pues sólo tengo que esperar hasta el 29 de diciembre. Increíble… “¿Te viene bien?” Pues hombre, no lo sé… ¿sabe usted qué va a hacer los últimos días del año? ¡Qué suerte oiga! Yo no...

Y ahora ¿qué? ¿Le mando una carta de agradecimiento a míster Güemes y a tita Espe? No, aquí no se queja nadie…

3 comentarios:

saraguisado dijo...

Jejejejejeje bueno, esperar... no queda otra, a mi el dermatologo y el digestivo ve vieron despues de 5 meses, para decirme uno, que me de nivea que tengo la piel seca y el otro que tengo que aprender a vivir con mi hernia en el estomago... bien ¿Algun tratamiento? NO, para que? Una pena

JOSEVI dijo...

hOLA GUAPÍSIMA, ACABO DE CONOCER TU BLOG Y YA TE HE AÑADIDO EN MIS AMIGÜITOS, EJEJEJEJ. eL PÁJARO ESPINO TE SALUDA.
pOR CIERTO EL OTRO DIA FUI A PEDIR CITA AL DERMATÓLOGO Y ME DIJERON QUE ESTABAN LAS CONSULTAS CERRADAS PARA NO ACUMULAR LISTA DE ESPERA.....YA NI CITAS.....MEJOR NO PONERSE ENFERMO!!!!
BESOS DESDE TORREJON

Natalia dijo...

Buenos días desde Ajalvir, aqui la compañera Natalia de Torrejón tambien te descubre, te felicito por el blog.
Desde luego lo de la sanidad es de vergüenza, hasta los propios trabajadores se quejan de la falta de recursos que tienen, desde luego esto va muy mal.